La terapia antioxidante hace que el pronóstico para la enfermedad de Crohn sea luminoso:

Updated: Oct 17, 2019


Los antioxidantes mejoran las condiciones clínicas en las personas que padecen la enfermedad.

La enfermedad de Crohn (también llamada ileitis o enteritis) es un trastorno autoinmune crónico e incurable que genera a la inflamación del tracto digestivo y los órganos en cualquier lugar entre la boca y el ano.

Generalmente ataca al hígado, al intestino delgado (íleon) y al comienzo del colon.

En estudios se observó remisión en algunos pacientes, con nuevos brotes posteriormente.

La enfermedad de Crohn hace que el cuerpo no absorba con eficacia nutrientes como el hierro, la vitamina B12, y una variedad de otras vitaminas y minerales esenciales para la salud óptima.

En el caso de los niños, puede afectar el crecimiento.


Mientras aumenta la producción de ERO y disminuye la de las enzimas antioxidantes en la mucosa intestinal de los pacientes con la enfermedad de Crohn, más cerca se coloca el paciente del estrés oxidativo, de la peroxidación lipídica y de la inflamación.

Si bien no es mucho lo que se sabe de la enfermedad desde el punto de vista fisiopatológico, sí se ha asegurado que cuando el sistema inmune no responde asociándose a unas especies reactivas de oxígeno ERO, que son elementos asociados relacionados con las defensas antioxidantes. Cuando hay un desequilibrio entre la producción de ERO y su expulsión gracias a los antioxidantes, aparece el conocido estrés oxidativo.


Mientras aumenta la producción de ERO y disminuye la de las enzimas antioxidantes en la mucosa intestinal de los pacientes con la enfermedad de Crohn, más cerca se coloca el paciente del estrés oxidativo, de la peroxidación lipídica y de la inflamación.


El vacío en la información acerca de la enfermedad y sus tratamientos hace necesario el apoyo de otros métodos que aseguren eficacia en la mejoría. Tal es el caso del glutatión, una molécula derivada del cuerpo humano, la cual se asocia con la eficaz reducción de la inflamación en personas con enfermedades inflamatorias del intestino.

Desde el punto de vista tradicional, esta enfermedad ha sido tratada con cirugía y medicamentos farmacéuticos. Pero algunos pacientes han ido más allá en sus esfuerzos, controlando la nutrición, el ejercicio y la reducción del estrés.


Particularmente se reportaron dietas que excluían alimentos procesados, incluidos los alimentos fermentados. Quienes acudieron a la ayuda de la medicina natural utilizaron hierbas y compuestos botánicos de que aliviaron los síntomas, como el jugo de aloe vera, la corteza de olmo resbaladiza, la manzanilla, la menta, la cúrcuma y la hierba Boswellia.

...dada la dinámica fisiológica explicada, es importante considerar y valorar la eficacia de los compuestos antioxidantes como el glutatión, incluso su combinación con las medicinas habitualmente empleadas en la enfermedad.

El vacío en la información acerca de la enfermedad y sus tratamientos hace necesario el apoyo de otros métodos que aseguren eficacia en la mejoría. Tal es el caso del glutatión, una molécula derivada del cuerpo humano, la cual se asocia con la eficaz reducción de la inflamación en personas con enfermedades inflamatorias del intestino.


En un otro estudio reciente llevado a cabo en Brasil, investigadores del Departamento de Clínica Medica en la Universidad Federal de Río de Janeiro hay también un hallazgo importante en relación con la enfermedad de Crohn, que se resumen en lo siguiente:

dada la dinámica fisiológica explicada, es importante considerar y valorar la eficacia de los compuestos antioxidantes como el Glutathione, incluso su combinación con las medicinas habitualmente empleadas en la enfermedad.


Si algo nos queda claro luego de observar este fenómeno en casi todas las enfermedades existentes, es que hay una estrecha relación entre la terapia antioxidante, y la baja del estrés oxidativo, por consecuencia, la mejora de las condiciones clínicas.



Recuerda tomar glutatión a diario, líquido y entre 400 y 500 mg. para una salud celular, para mantenerse alejado de las enfermedades y del estrés oxidativo.


Referencias:


Susceptibility to ulcerative colitis and Crohn's disease: interactions between glutathione S-transferase GSTM1 and GSTT1 genotypes

H Duncan, C Swanx, J Green, P Jones, K Brannigan… - Clinica chimica acta, 1995 – Elsevier


Low levels of glutathione in endoscopic biopsies ofpatients with Crohn's colitis: the role of malnutrition

O Miralles-Barrachina, G Savoye, L Belmonte-Zalar… - Clinical Nutrition, 1999 – Elsevier


Selenium and glutathione peroxidase status in paediatric health and gastrointestinal disease.

AG Thomas, V Miller, A Shenkin, GS Fell… - Journal of pediatric …, 1994 - europepmc.org


Antioxidant and immune status in active Crohn's disease. A possible relationship

JM Reimund, C Hirth, C Koehl, R Baumann, B Duclos - Clinical Nutrition, 2000 - Elsevier